Siendo Guiados por la Paz para Tomar las Decisiones Correctas

Por Joyce Meyer

Siendo Guiados por la Paz para Tomar las Decisiones Correctas

A ninguno de nosotros nos gusta mucho la incomodidad. Una picazón nos impide quedarnos quietos sentados. Un colchón incómodo nos impide dormir. La amenaza de rechazo puede llevarnos a tomar algunas decisiones realmente estúpidas.

Mi Decisión Rechazada

Cuando decidí seguir el camino ministerial, creo que a algunas personas no les gustó porque estaban incómodas al ser relacionadas con una mujer tonta que pensaba que iba a predicar el Evangelio por todo el mundo.

Incluso muchos de familia se volvieron en mi contra. Me pidieron que dejara mi iglesia. Perdí a la mayoría de mis amigos y mi reputación. Fue un momento terrible en mi vida. ¡Y todo lo que estaba haciendo era enseñar un estudio Bíblico!

Ahora, ¿y si hubiera renunciado a mi llamado para la comodidad de ellos? Me pregunto dónde estaría ahora … y cómo me sentiría acerca de mi decisión de perder todos esos años preguntándome: ¿Fue realmente Dios?

La Orientación que Necesitas

Piensa en tu propia vida por un momento. Cuando tienes que tomar una decisión, ¿normalmente vas con la corriente, o en cambio oras por sabiduría y analizas tus decisiones con la Palabra de Dios?

Cada decisión que tomamos no solo nos afecta a nosotros, sino a las personas que nos rodean. Incluso las generaciones futuras se ven afectadas por lo que elegimos hoy. Entonces, debemos buscar la Palabra de Dios para recibir una guía, y debemos prestar atención a la instrucción del Espíritu Santo en nuestro corazón.

Creo que una de las principales razones por las que algunas personas dejan que otros tomen decisiones por ellos es porque realmente no creen que puedan escuchar a Dios. Ellos desean poder o esperar poder hacerlo. Se preguntan si pueden, pero tienen miedo que no.

La Biblia dice que podemos.

Cuando se trata de las responsabilidades y la vida para la que Dios te ha llamado, hay una unción permanentemente dentro de ti. Esto significa que el Espíritu Santo te guiará y conducirá. Es tu derecho adquirido por sangre y dado por Dios a seguir la guía del Espíritu Santo.

Te animo a que confíes en ti mismo con Dios y le digas: “Dios, quiero saber de ti. No quiero hacer nada fuera de Tu voluntad. Así que voy a confiar en que Tú me hables, y voy a confiar en que pueda escucharte “.

Cómo Saber que Estás Escuchando a Dios

Colosenses 3:15 (NVI) Que gobierne en sus corazones la paz de Cristo, a la cual fueron llamados en un solo cuerpo. Y sean agradecidos.

Si sigues la guía de Dios, tendrás paz, alegría, justicia y darás buenos frutos. No estarás confundido y frustrado.

Dios nunca nos lleva a ocuparnos tanto que estemos estresados todo el tiempo y no tengamos gozo. Y no intentará confundir tu mente: ese es el trabajo del enemigo.

Para encontrar dónde reposa tu paz, simplemente pregúntate: ¿hay alguna escritura que se aplique a mi situación? ¿Qué dice la Palabra que debo hacer?

Por ejemplo, si hay algo que deseas comprar, pero no tienes suficiente en tu cuenta bancaria para comprarlo, es probable que lo mejor es que esperes, ya que Dios no quiere que te endeudes. (Ver Romanos 13:8).

Muchas veces, la Palabra de Dios suena como el sentido común. Te animo a dejar que la paz en tu corazón decida con firmeza cada pregunta que surja en tu mente.

¿Cuándo es Sabio Obtener Consejo de un Amigo?

La Biblia dice que hay seguridad en una multitud de consejeros (ver Proverbios 11:14). Pero podría preguntar a 10 personas diferentes sobre tu situación y terminar con 10 respuestas diferentes.

Una cosa que debes preguntarte es, ¿Estoy buscando un consejo sabio? Muchas veces, terminamos preguntándole a personas que ni siquiera saben lo que hacen. O pueden tener un motivo egoísta.

Ten esto en cuenta: La verdadera consejería te conduce a Dios; no trata de manejar tu vida.

Cuándo Seguir a Tu Corazón

Si sientes algo fuertemente en tu corazón, has orado al respecto y está de acuerdo con las Escrituras, entonces sigue tu corazón. Si te sientes impulsado a tomar una decisión que a otros no les gusta, no deberías tener que dar una cantidad irrazonable de explicaciones sobre lo que sientes que debes hacer.

Tal vez no sabes por qué, solo sientes que es justo lo que se supone que debes hacer. Dios tiene un plan, y tú eres parte de ese plan, pero no vivirás si vives con temor al hombre.

¿Qué crees que Dios te está diciendo? ¿Qué estás sintiendo de Dios? En última instancia, debes asumir la responsabilidad de tomar la decisión que trae paz a tu corazón. Si cometes un error, no es el fin del mundo. Pero ser fiel a lo que Dios ha puesto en tu corazón es la clave de tu felicidad.

“Si tú sigues la guía de Dios, tendrás paz, gozo y justicia” -Joyce

Facebook icon Twitter icon Instagram icon Pinterest icon Google+ icon YouTube icon LinkedIn icon Contact icon