La Libertad de Una Vida Tranquila, Serena y Estable

La Libertad de Una Vida Tranquila, Serena y Estable

Tú, por el contrario, sé prudente en todas las circunstancias, soporta los sufrimientos, dedícate a la evangelización; cumple con los deberes de tu ministerio. 2 Timoteo 4:5

Las personas nacen para ser libres; es un regalo de Dios. La pregunta es, ¿estás dispuesto a pasar por lo que sea necesario para ser libre, o quieres quedarte donde estás por el resto de tu vida? Si quieres ser libre, la clave es comenzar a hacer lo que Dios quiere que hagas, un paso a la vez, y eventualmente saldrás de tu desorden.

En 2 Timoteo 4: 5, Pablo le dijo a Timoteo que fuera prudente y dedicado para seguir realizando los deberes de su ministerio. Eso es un buen consejo para todos nosotros.

En lugar de ser gobernado por nuestras emociones cuando nos enfrentamos a problemas, tenemos que calmarnos y enfocarnos en hacer lo que Dios nos ha llamado a hacer. Si estás molesto por algo, en lugar de dejar que arruine tu vida, conviértelo en algo bueno. Superar el mal y el enojo al orar por aquellos que te lastiman y abusan de ti. Contraataca los sentimientos de egoísmo haciendo algo bueno por alguien más.

Siempre que el enemigo intente despertar tus emociones, cálmate ¡y haz lo que Dios te ha llamado a hacer!

Oración Final: Espíritu Santo, ayúdame a estar tranquilo, sereno y estable, para que pueda disfrutar de mi vida y hacer el trabajo que me estás llamando a hacer.

Facebook icon Twitter icon Instagram icon Pinterest icon Google+ icon YouTube icon LinkedIn icon Contact icon