Ser Firme

Y la constancia debe llevar a feliz término la obra, para que sean perfectos e íntegros, sin que les falte nada. (Santiago 1:4)

El versículo de hoy habla de ser firme. Ser firme es ser estable; una persona firme es estable, tranquila y ecuánime, pase lo que pase. ¡Un creyente firme puede provocarle un colapso nervioso al diablo!

Cuando maduramos espiritualmente hasta el punto de que podemos mantener un nivel de firmeza, entonces no reaccionamos a cada pequeña cosa de acoso que el enemigo envía contra nosotros Independientemente de lo que nos arroje, no nos impresionaremos, no tendremos miedo, no nos molestaremos fácilmente, no nos rendiremos, y no nos moverá si estamos firmes.

Para estar firmes e inamovibles, debemos conocer a Dios y conocerle íntimamente. Debemos poder escuchar Su voz cuando las tormentas de la vida nos rodean. También debemos conocer el poder vencedor que nos pertenece en el nombre de Jesús y a través de la sangre de Jesús. Recordaremos que «esto también pasará» y mantendremos nuestra vista puesta en la victoria que es segura, en lugar de permitirnos ser sacudidos y trastornados con todo lo que el diablo nos ataque. Al hacerlo, el poder de Dios se libera en nuestras vidas. Lo que sea que estés enfrentando hoy, deja que la paciencia haga la obra que Dios desea en ti.

LA PALABRA DE DIOS PARA TI HOY:

Sé firme en Dios y ¡Dale al diablo un ataque de nervios!

Facebook icon Twitter icon Instagram icon Pinterest icon Google+ icon YouTube icon LinkedIn icon Contact icon